El rapero estadounidense de origen senegalés, Akon, fue criticado por las redes sociales tras cantar dentro de una burbuja de plástico durante su presentación en Goma, ciudad perteneciente a la República Democrática del Congo.


Más de 60.000 espectadores lo ovacionaban cuando apareció en el escenario para apoyar el Día de la Paz de la ONU. Al comienzo parecía un concierto convencional, pero la polémica llegó hacia el final, cuando Akon quiso acercarse a su público.


En vez de lanzarse directamente para hacer el clásico pasamanos, primero se introdujo en una burbuja gigante y se arrojó a la multitud. El gestó se tornó a que el cantante no quería contagiarse de ébola, enfermedad que provocó la muerte de 42 personas en la nación.


Por el momento, el cantante no se ha referido al tema. Sin embargo, sus defensores aseguran que no es la primera vez que Akon realiza parte del show dentro de esta burbuja. Según el DailyMail, también lo había hecho en Perth, Australia, y en Dubai, Emiratos Árabes, en 2010.