Dale Decker, de 37 años, oriundo de Michigan, Estados Unidos, asegura tener más de 100 orgasmos al día producto de un trastorno de excitación genital persistente. Al hombre le resulta muy difícil tener una vida normal junto a su esposa, ya que tiene orgasmos desde que se despierta hasta que se acuesta


“No hay nada agradable en ello. Más allá de que sienta un placer físico, mi cabeza siente repulsión por lo que está sucediendo”, explicó Decker.


Los orgasmos ocurren en los lugares y en las situaciones más complicadas. “Imagina que estás de rodillas en el funeral de tu padre al lado del ataúd mientras te despides y que al mismo tiempo estés teniendo nueve orgasmos” , indicó el hombre.


La ola de placer involuntario aparece cuando Dale se encuentra en la oficina de la terapeuta sexual, Diana Londres. “Nunca he visto algo parecido, realmente es una manera horrible de vivir”, señaló la profesional.


“Algún día sueña con volver a tener una vida normal como la persona que estoy destinado a ser”, concluyó Decker.