Se Entrego


Acompañado por su madre y una comisión, se entregó este lunes a la Policía el joven Ángel Quezada, quien está involucrado en el asalto al camión de valores de Dominican Watchman en el que resultó muerta una persona.


Durante el asalto, ocurrido el viernes 22 de agosto a la salida de la Universidad Católica Madre y maestra (PUCMM), se robaron siete millones que eran transportados en 11 valijas.


El joven, de 20 años, aseguró que es inocente y que solo les fueron regalados 100 mil pesos por parte de Wilmer, uno de los ejecutores del asalto y que actualmente está preso.


Ángel Quezada confesó a la prensa que en el robo sí participó su hermano Luis Ángel Quezada, de 22 años y quien está prófugo por lo que es buscado activamente por la Policía, y a quien sus familiares le piden que se entregue.


“Por el amor de Dios, Luis Ángel, entrégate. Búscame, búscate al pastor y te llevamos a la Policía”, imploró Ángela Marmolejos, la madre de los jóvenes.


Por el caso, la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional impuso un año de prisión preventiva a Carlos Alexander Santana, Carlos Suriel Almonte y Ángel Augusto Cabrera, acusados de quitarle la vida a Pablo Vicente Inoa y herir de bala a Gregorio Amador Pérez, empleados de la empresa de transporte de valores, además de perpetrar el robo. Todos deberán cumplir la medida en la cárcel del 15 de Azua.