ant


El presidente del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones, Gedeón Santos, anunció ayer que la entidad creará una nueva normativa que obligará a las empresas de telecomunicaciones a colocar sus antenas en un mismo lugar para evitar la contaminación visual causada por la dispersión que se observa.


Santos señaló que para lograr avances mostrados en países como Brasil, donde las telefónicas concentran sus antenas en un mismo espacio físico, se hará un estudio que determinará dónde se encuentran los aparatos y si cumplen con las normas locales e internacionales para que el campo electromagnético no cause daño a la salud de las personas.


Al participar en el Foro sobre los Campos Electromagnéticos organizado por la Unión Internacional de las Telecomunicaciones (UIT), Indotel y la Federación Dominicana de Municipios (Fedomu), también informó se creó una comisión para llegar a un acuerdo sobre el cobro de arbitrios en los ayuntamientos, por la instalación de las antenas y el uso del suelo.