Embajador


El embajador de los Estados Unidos, James W. Brewster, y su esposo, Bob Satawake, visitaron la Clínica de Familia La Romana, ubicada en la provincia del mismo nombre, organización apoyada por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) dentro del marco del proyecto “Avanzando Socios y Comunidades”.


La directora del centro, la doctora Mina Halpern, acompañó al embajador durante el recorrido por las instalaciones, donde éste tuvo la oportunidad de conversar con los pacientes.


Hasta la fecha, el proyecto de la USAID “Avanzando Socios y Comunidades” ha aportado el monto de US$248,000 al consorcio formado por la Clínica de Familia y la Asociación Dominicana de Planificación Familiar (ADOPLAFAM) para mejorar el acceso a servicios clínicos tales como consultas de medicina general, con un enfoque en la prevención, diagnóstico y tratamiento de las infecciones de transmisión sexual, incluyendo consejería y pruebas de VIH y de sífilis.


Como parte del proyecto de la USAID, la Clínica de Familia abrió recientemente el Programa de Salud Integral del Hombre, el cual se enfoca en la salud masculina.


La Clínica de Familia La Romana provee servicios de atención integral, comprensiva y especializada en VIH, medicina general, ginecología, obstetricia, sonografía, psicología, pediatría, laboratorio clínico, planificación familiar, nutrición, cardiología y servicios médicos para pacientes de diabetes. Además la Clínica facilita sus servicios médicos a través de una metodología centrada en la familia.


La Clínica de Familia trabaja con las poblaciones más vulnerables en La Romana, incluyendo personas con VIH, trabajadores sexuales, adolescentes y personas de escasos recursos. Su meta como institución de servicio es mejorar cada día la calidad de servicio médico y enfocar los recursos para llegar a más personas que carecen de acceso a los servicios de salud.