cisterna-abierta


Dos hermanos de cinco y dos años murieron ahogados en una cisterna del poblado Dajao, en la localidad de La Victoria.


Edward Pacheco, de cinco años, y Anthony Tamárez, de dos, fueron hallados ahogados por su abuelo Santiago Ortega.


Los niños fueron dejados por su madre y abuelo al cuidado de una nieta que vive cerca y se fueron a sus respectivos trabajos.


Los niños quedaron durmiendo en la casa con el compromiso de que la nieta del abuelo los vigilara.


Narra Ortega que llegó más temprano que de costumbre a la casa, debido a que tenía problemas intestinales y al encontrar “el baño sucio”, se fue a la cisterna a buscar agua donde estaban los cadáveres.


Cuenta que habían dejado la cisterna con candados, pero que, al parecer , el niño mayor se subió a una silla, tomó la llave que estaba encima de una nevera y abrió la cisterna.


Compungido, el hombre de más de 70 años dijo que era el abuelo de los niños, pero también hacía de padre porque uno de los menores era huérfano y el papá del otro no vivía con su hija Ana Rosa Acosta Ortega, de 23 años.


Otros hechos


El vocero de la Policía, Jacobo Mateo Moquete, informó que se profundiza las investigaciones en torno a los integrantes de la banda que asesinó al mayor de esa institución Tomás Morel Vargas. Explicó que hasta ahora hay una persona detenida con relación la hecho.


También la Policía informó que fue apresada en San Pedro de Macorís la señora Ana Francisco Rodríguez, quien había matado a su hermano Francisco de una puñalada por este alegadamente darle una bofetada.


La institución también persigue a un haitiano que mató a un compatriota suyo, identificado como Onele Oniel, de 25 años, e hirió otro, en Los Ríos.


Aclaración


La Policía Nacional aclaró que la reintegración a esa institución del teniente coronel Manuel Isaac José Polanco, herido de perdigones en una protesta en Salcedo, fue una decisión del Tribunal Superior Administrativo.


Indicó que el tribunal no solo dispuso la reintegración del oficial, sino que ordenó que les fueran pagados todos los salarios dejados de recibir.


“Que quede bastante claro, que aquí la Policía Nacional lo que ha hecho es dar cumplimiento a un proceso del Tribunal Superior Administrativo.


No fue que el general Castro Castillo lo agarró por una manito y lo reintegró”, dijo el vocero policía. Polanco había sido cancelado el 26 de julio de 2012 por alegadas acciones de lavado de activos.