ver


Unidades de la Defensa Civil y de otros organismos de socorro rescataron ayer de las aguas de la presa de López Angostura el cuerpo sin vida de Verónica Vargas Figueroa, de 39 años, quien murió por asfixia tras caer la jeepeta Honda CRV en que se desplazaba en la carretera de Baitoa.


Las labores de rescate tardaron dos horas hasta lograr encontrar a la víctima en las profundas aguas de la represa. El cuerpo fue llevado a la morgue de hospital Cabral y Báez.