super heroe


Trabajadores de la limpieza de ventanas realizaron hoy su trabajo disfrazados de súperheroes para alegrar a los pacientes del hospital de niños Mattel de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA).


“Cuando limpiamos las ventanas del hospital con ropa de trabajo los niños al vernos sonríen, con la mano nos saludan, y algunos hasta se acercan al vidrio para jugar con nosotros”, contó a Efe Víctor Quintero, trabajador de Sunland Window Cleaning.


“Tratamos de hacer algo especial por ellos vistiéndonos de súperheroes por un día mientras limpiamos las ventanas, y los médicos dicen que esa alegría ayuda a los niños a sobrellevar la enfermedad y los tratamientos”, explicó.


Quintero, originario del estado mexicano de Sinaloa, se disfrazó de Batman; mientras que Silvia Pulido, de Mujer Maravilla; Andrew Witt, de Hombre Araña, y Ricki Kincer, de Capitán América.


“Este esfuerzo de los trabajadores es importante, porque cuando los niños están felices se reduce el nivel de estrés, se sienten seguros y si tenemos que realizar procedimientos médicos no pelean con el doctor, porque se sienten calmados”, aseguró a Efe Debra Lotstein, maestra asociada de pediatría de UCLA.


“La alegría en los pacientes fortalece el sistema de inmunológico y acelera el proceso de sanación, porque cuando están ansiosos o con estrés el cuerpo libera hormonas que demora la sanidad y con nerviosismo o tensión pierden hasta el deseo de comer”, indicó.


Con trajes donados por la empresa de limpieza, los empleados realizaron su trabajo normal en las ventanas del hospital Mattel y después interactuaron con menores que se recuperan de cirugías de trasplantes de órganos, enfermedades congénitas del corazón y cáncer, entre otras afecciones.


Lucina Ceja acompañaba a su hija Yolanda, de 8 años, quien recibe tratamiento contra un virus en la sangre.


“Está bien esto que hacen los trabajadores porque así los niños se divierten un ratito y se quitan tanto estrés de estar aquí en el hospital”, dijo a Efe Ceja después de tomarse fotos con El Capitán América y el Hombre Araña.


“Veo a mi niña bien contenta, está internada acá desde el jueves pasado”, indicó.


La iniciativa de los empleados que limpian ventanas en el hospital Mattel y Ronald Reagan de UCLA inició el año pasado y debido a que querían incluir una mujer entre los súperheroes invitaron a Pulido.


“Soy amiga de la familia propietaria de la empresa y los trabajadores, por eso cuando me preguntaron que si pudiera vestirme de Mujer Maravilla para los niños, yo dije ¡sí!, en el mismo momento”, dijo a Efe Pulido.


“Es gratificante estar con los niños y saber que algo tan simple como disfrazarnos nos hace tan felices, nos pone una sonrisa y nos trae tanto gozo al corazón, tanto a los chicos como a nosotros nos hace sentir muy bien”, declaró.


“La risa es la mejor medicina para todo y nos hace felices saber que provocamos eso en los pacientes”, concluyó.