IceSeguramente lo ha visto en Twitter o Facebook: “hace el Ice Bucket Challenge“, un fenómeno viral que comenzó como una idea sencilla, pero parece estar dando resultado.


Las reglas son sencillas: una persona se filma mientras se lanza una cubeta llena de agua con hielo encima y lo publica en las diferentes redes sociales, retando a una o más personas a seguir el reto.


¿No están dispuestos a mojarse? Entonces la persona debe donar $100 a las Asociación ALS, que lucha por conseguir una cura a la esclerosis lateral amiotrófica, conocida como la enfermedad de Lou Gehrig.


Esta idea que parece sencilla se ha convertido en un fenómeno viral, gracias principalmente a la promoción que le han dado varias figuras públicas, desde actores, presentadores de televisión y deportistas.


Los resultados están siendo contundentes. La ALS Association confirmó este viernes en un comunicado que ya han recaudado más de $9,6 millones en donaciones entre el periodo del 29 de julio y el 15 de agosto. Para dar una referencia de lo exitosa que ha sido la campaña, el año pasado durante este mismo periodo los aportes de personas y empresas llegaron a poco más de $1,6 millones.


“Estamos conmovidos de que se mantenga el momentum de esta increíble visibilidad”, señaló Barbara Newhouse, CEO de la ALS Association, en un comunicado. “Estamos muy agradecidos por las donaciones generosas y el interés de la gente de conocer más sobre esta enfermedad”.


La ELA (o ALS en inglés) es una enfermedad neuromuscular degenerativa, que hace que las células del sistema nervioso pierdan el control del cuerpo. La mayoría de las personas que la sufren mueren luego de unos dos a cinco años.


En total son cerca de 185.000 personas que han donado a esta causa hasta ahora, la mayoría motivada por el impacto viral que ha tenido el Ice Bucket Challenge.