Isis


La familia de James Foley, el periodista estadounidense asesinado por un militante del Estado Islámico o ISIS, dio a conocer el último correo que recibió del grupo en el que señalan que lo ejecutarán en venganza por los ataques aéreos de Estados Unidos a sus bases en Iraq.


El mensaje fue publicado de forma íntegra por el portal Global Post, para el que trabajaba Foley, secuestrado en la frontera de Siria con Turquía el 22 de noviembre de 2012. “Creemos que el texto ofrece una visión de las motivaciones y tácticas del Estado Islámico”, señaló la publicación.


En el correo enviado a la familia titulado “Un mensaje al Gobierno estadounidense y sus ciudadanos borregos”, ISIS señala que dieron al Gobierno “muchas oportunidades de negociar la liberación de su gente a través de transacciones en efectivo, como otros gobiernos han aceptado”.


“Los dejamos tranquilos desde su vergonzosa derrota en Iraq, no interferimos en su país o atacamos a sus ciudadanos mientras estaban a salvo en sus casas pese a nuestra capacidad de hacerlo”, señala el mensaje enviado el 12 de agosto de 2014.


“En cuanto a la escoria de su sociedad, que son nuestros prisioneros, ellos se atrevieron a entrar a la guarida de los leones y fueron devorados”, agrega.


ISIS señala en el mensaje que también ofrecieron intercambiar prisioneros a cambio de la liberación de militantes del grupo detenidos, “sin embargo ustedes demostraron muy rápido que no estaban interesados en ello”.


El Global Post señaló que la familia Foley no recibió “muchas oportunidades para negociar” la liberación del periodista, como se asegura en el correo. Después de más de un año sin contacto, los Foley recibieron el primer mensaje de los captores, el 26 de noviembre de 2013, pidiéndoles dinero.


“Hicieron una sola petición de rescate de 132 millones de dólares o la liberación de prisioneros no especificados retenidos por Estados Unidos. La siguiente vez que la familia Foley supo de los captores fue el 12 de agosto de 2014 cuando recibieron este correo”, se explica en el portal.


ISIS señala en el mensaje que desean vengarse de los bombardeos de Estados Unidos. “Ustedes no perdonan a nuestros débiles, mayores, mujeres o niños, así que nosotros no perdonaremos a los de ustedes”, señalan en el correo.


James Foley “¡será ejecutado como un resultado directo de sus transgresiones hacia nosotros!”, termina el mensaje.


El grupo islámico extremista ISIS, el cual controla un amplia área de Siria e Iraq, publicó esta semana un video en el que muestra la decapitación de Foley, de 40 años, originario de New Hampshire.


Un militante que aparece en el video vincula el asesinato a la intervención de EU en Iraq y asegura que el destino de otro periodista estadounidense mostrado en la imágenes, que se cree es Steven Sotloff, depende de lo que el presidente Barack Obama decida.


Funcionarios de Estados Unidos revelaron esta semana que habían intentado rescatar a Foley y a otros prisioneros en una operación militar especial en Siria a principios de este verano, pero las fuerzas especiales fallaron en encontrar a los cautivos.


Obama lamentó esta semana la muerte de Foley y aseguró que Estados Unidos continuará apoyando a las fuerzas iraquíes para combatir el avance de ISIS en el país, que busca establecer un califato y en sus esfuerzos ha provocado el desplazamiento de las minorías religiosas en el país, entre ellos los yazidíes y los cristianos.