eur


La persistencia de la crisis económica en España y otras naciones europeas sigue provocando el regreso masivo de dominicanos, un gran porcentaje de ellos debido a que perdió su empleo o quebraron sus pequeños negocios.


Asimismo, en las últimas semanas llegaron al país cientos de criollos con cartas de ruta de los consulados dominicanos en los Estados Unidos, Puerto Rico, Panamá, Venezuela, Aruba, Curazao, San Martín, Guadalupe , entre otros lugares. 


Los dominicanos que regresan desde España explican a su arribo al Aeropuerto Internacional de Las Américas José Francisco Peña Gómez que la vida para los criollos, especialmente quienes se encuentran en condición de ilegalidad, se ha tornado muy  difícil en esa nación europea.


“Hay dominicanos que están subsistiendo por la providencia de Dios y por la ayuda de amigos que les   suministran alimentos, ropas, medicinas, entre otras necesidades”, narraron algunos, entre ellos Sofía del Rosario, Amanda Peralta y Sandra  Duarte.


Rosario y Duarte dijeron que tenían un pequeño salón de belleza en donde conseguían su sustento, pero que debido a la falta de clientes por la crisis económica, tuvieron que cerrarlos y que para regresar al país, sus familiares les cubrieron los gastos.


“Hay muchos dominicanos, miles quizás, deseosos de regresar a su país, pero que no tienen dinero ni tampoco sus familiares aquí para cubrir los gastos de retorno”, manifestaron, al afirmar que hay casos de familias enteras, pasando todo tipo de vicisitudes y calamidades.


Dijeron que también muchos dominicanos perdieron negocios y viviendas al no poder cumplir con los compromisos que contrajeron con instituciones financieras y bancarias de España, por lo que para esos criollos, la situación es más traumática.


En las últimas semanas se ha registrado un considerable aumento de los dominicanos que vivían ilegalmente en varia naciones que decidieron  regresar voluntariamente  a su país natal.


Vienen con cartas de ruta otorgadas por los consulados dominicanos de las naciones donde se encontraban, decidiendo por su propia voluntad, regresar a su país.