Reunion Director de Aduanas con los diputados de comision perman


SANTO DOMINGO. El director general de Aduanas, Fernando Fernández, apoderó ayer a la Procuraduría General de la República, las direcciones Nacional de Control de Drogas (DNCD) y la de Impuestos Internos (DGII) de una solicitud de investigación de probable lavado de activos en 2,308 cheques retenidos en las últimas tres semanas a empresas que operan al amparo “correos expresos”.


Mientras que hoy, a las 9:00 a.m., la Segunda Sala del Tribunal Superior Administrativo (TSA) continuará ventilando las acciones de amparo fusionadas que procuran declarar violatoria de los derechos fundamentales la resolución que dispone el cobro de impuestos a las mercancías menores de US$200 compradas por Internet.


En rueda de prensa, con la presencia del Procurador Francisco Domínguez Brito, el director de la DGII, Guarocuya Félix, y el presidente de la DNCD, Julio César Souffront, Fernández expuso que las retenciones son como parte del fortalecimiento de la labor de control que desarrolla Aduanas en la lucha de contra de los ilícitos relacionados con el comercio transfronterizo.


Relata que las retenciones se relacionan al caso particular del sector de las empresas denominadas “correos expresos”, que operan al amparo del decreto 402-05, que reglamenta esa modalidad del transporte.


Del total de cheques, sólo 389 tienen definida la cifra en dólares por o que fueron girados, y el monto total asciende a unos US$5,638,792.96. Dijo que 1,845 cheques están definidos en pesos dominicanos, por un monto de RD$18,314,432.32.


“Otros 74 cheques de cuentas en dólares figuran con los montos en blanco, pero firmados. También hemos retenido un certificado financiero emitido por un monto de RD$11,400,000”, reveló el funcionario.


Observó que traducidos en pesos, la DGA ha detectado valores no declarados por un monto total de RD$275,266,949.35.


“Pues, a nadie se le podría ocurrir como normal, que en menos de tres semanas transiten por vía de estos envíos, sin declarar, más de US$6 millones en cheques girados sin nombres, otros futuristas, muchos firmados y sin monto, entre otras características sospechosas, presentados localmente por couriers como documentos. No alcanzamos a imaginar siquiera a lo que ha podido venir sucediendo desde años”.


Souffront declaró que hay una investigación en curso, y no se puede descartar ninguna vinculación de posible delito precedente que puedan vincular grandes cantidades de dinero.


Domínguez afirmó que los cheques serán analizados por una comisión de técnicos para determinar su legalidad o no y la decisión de lugar.