can


Santo Domingo.-El salario promedio de los dominicanos no da ni para comer. Esa frase es frecuentemente repetida y “con mucha razón” entre los ciudadanos de este país porque el sueldo que reciben mensualmente apenas alcanza para pagar la mitad (53 por ciento) de los bienes y servicios que consumen regularmente, que es lo que se conoce como la canasta familiar.


La canasta familiar está compuesta por 305 bienes y servicios que representan el 90% del consumo de los hogares dominicanos. Allí se suman los gastos en alimentación, transporte, vivienda, salud, educación, telecomunicaciones y otros pagos.


Para el 2013 la canasta familiar promedio (nacional) fue de 26,855.21 pesos, según datos del Banco Central, pero el ingreso de los asalariados fue de 14,279 pesos, de acuerdo a la Encuesta Nacional de Fuerza del Trabajo (ENFT).


Si a ese salario de 14,279 pesos se le descuenta el impacto de la variación de los precios durante el 2013 (cuyo índice fue de 114.77), el salario real terminó siendo de 12,441.35 pesos. Eso significa que el trabajador perdió automáticamente 1,838 pesos de sus ingresos.


Entonces, si el salario real fue de 12,441.35 pesos y la canasta familiar promedio alcanzó la cifra de 26,855.21 pesos, significa que cada mes las familias dominicanas debieron buscar 14 mil 413 pesos con 86 centavos por “otro lado” para completar el pago de sus consumos imprescindibles.


¿Cómo le fue a los pobres?


El cálculo anterior fue hecho en base al sueldo y la canasta familiar promedio, pero aunque la realidad es la misma, para los que ganan el mínimo, los números son diferentes. Un trabajador que recibe el salario mínimo en una empresa pequeña, o sea, 6,880 pesos mensuales, tiene que buscar 5 mil 088 pesos con 51 centavos adicionales para completar su canasta básica.


Esto es así porque para ese segmento, (agrupado en el quintil uno) el costo de la canasta familiar, fue de 11,968.51 pesos.


Ese costo, ha dicho el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, es cubierto normalmente por dos miembros de una familia. El problema es cuando sólo trabaja uno o alguien se enferma.


Canasta por región


Ahora bien, los costos de la familia varían de acuerdo a la región donde se viva.
Por ejemplo, en la región Ozama, que comprende el Distrito Nacional y la provincia Santo Domingo, el costo de la canasta familiar es de 33,690,9 pesos.


Para la región Norte o Cibao la canasta cuesta 25.828 pesos, para el Este 22.280 pesos y los del Sur consumen 19.960 pesos.
Así lo publica el Banco Central en su página web y corresponden a los consumos del año 2013.


La canasta sube de precio


La canasta nacional subió 985.08 pesos de mayo del 2013 a mayo del 2014, y de esos, 348 pesos correspondieron a incrementos efectuados en los primeros cinco meses de este año. En consecuencia, el poder adquisitivo de los asalariados se redujo en la misma proporción.