catastrofe natural


Los desastres naturales son tan inesperados como la madre naturaleza quiere que lo sean, causan muertes y destrucción por cualquier lugar que pasan, pero es esa, su calidad de inesperado, lo que hace que arrebaten la vida de cientos de personas a su paso.


Estamos acostumbrados debido a los avances tecnológicos, que nos rodean en ésta época, a que suene la alarma sísmica en caso de un temblor, a que los noticiarios nos alerten del estado del tiempo o los organismos encargados de prever el paso de un huracán o un tornado, pero hay catástrofes para las que no estamos preparados, aun con el devenir de la tecnología.


De acuerdo con información de DE 10 estos desastres se suscitaron en una época en la que el estudio de los mismos, no eran tan certero como lo es hoy, por lo cual tuvieron en sus orígenes causas que aún hoy son desconocidas y por lo tanto extrañas.


Terremoto ocurrido en Nuevo Madrid, Missouri: Un terremoto en 1811 dejó una zona escasamente poblada afectada, pero que dejó el terreno dividido por enormes grietas, se formaron daños en Nueva Inglaterra, Boston y Washington, DC.


El largo invierno sin fin del 1816: Para los que vivieron en Estados Unidos, Europa y Canadá los problemas comenzaron en mayo cuando una fuerte helada mató animales y causó escasez de alimentos, todo provocado por la erupción del volcán Tambora.


Erupción del volcán Krakatoa: En 188 se produjo una explosión que ha sido considerada como de las más violentas pues mató a miles de personas, además destruyó las dos terceras partes de la misma isla y la erupción pudo escucharse a más de tres mil km de distancia del lugar


La explosión de Tunguska: Ocurrido en Podkamennaya, cerca de Evenkia, Siberia, el 30 de junio de 1908. A pesar de que aún no se sabe que sucedió en la región, se cree que un cometa formado de hielo pudo haber chocado en la zona, pero no hay ninguna prueba concisa.


El tornado de los tres estados: Un solo tornado arrasó en tres estados, Missouri, Illinois e Indiana) se colocó en una escala de 5 en la Fujita -Pearson y mató a casi 700 personas, hiriendo a más de dos mil y provocando daños de 16. 5 millones de dólares.


La invasión de serpientes en Martinica: Una combinación entre fenómenos geológicos y naturales provocaron que miles de serpientes dejaran su hogar en la montaña y se alojaran en casas de la ciudad de Saint –Pierre, asesinando a 50 personas y muchos animales.


La contaminación atmosférica en Londres: En 1952 una ola de frío y niebla causó que la contaminación de Londres se convirtiera en una densa masa que cubría la ciudad; semanas después cuatro mil personas murieron y ocho mil más en los siguientes meses


Estampida de elefantes en la India: En 1972, el bosque de Chandka sufrió una fuerte sequía además de una severa ola de calor que generó furia en los elefantes, lo que provocó estampidas en cinco áreas lo que dejó la muerte de 24 personas.


Lago Nyos, Camerún, 1986: Cerca de mil 800 personas fueron halladas muertas en las inmediaciones del lago ningún cuerpo tenía signos de enfermedad o trauma, la razón fue que en el lago expidió gases con altos niveles de CO2, lo que causó la asfixia de los pobladores.


Granizo Mortal en Bangladesh: Por lo general, el granizo no es raro, pero en esta ocasión fue considerado mucho más grande de lo habitual; se registró en la Ciudad de Gopalganj en 1986, en donde las partícula pesaban más de 1kg y causaron la muerte de 92 personas.