inap


El Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados (Inapa) canceló y sometió a la justicia a uno de sus funcionarios por malversación de fondos del Estado y abuso de confianza en el ejercicio de sus funciones.


El acusado es Roberto Hernández Ortiz, supervisor de la institución en el municipio de Higüey, provincia La Altagracia, quien, según alega el Inapa, puso una gran cantidad de dinero en su cuenta personal.


El Inapa explica mediante declaración escrita que a pesar de estar cancelado, el supervisor seguía usurpando funciones, cobrándole dinero a los usuarios y lo depositaba en su cuenta.