menstruando


Un hombre chino decidió acudir al médico porque llevaba un tiempo arrastrando fuertes dolores en el estómago. Además, en los últimos días había descubierto que tenía sangre en su orina.


Aunque los síntomas eran extraños, a Chen ni se le podía pasar por la cabeza lo que le iba a revelar el doctor. Tras varios estudios médicos, le aseguraron que lo que le ocurría es que tenía la menstruación, indicó ABC


Según explicó Daily Mail, todo comenzó una jornada aparentemente normal para Chen. No obstante, repentinamente empezó a sentir severos dolores abdominales y, a los pocos días, observó que su orina tenía restos de sangre. Preocupado, acudió al First People’s Hospital de Yongkang, donde le realizaron varias pruebas y una ecografía.


Los resultados dejaron estupefactos a los médicos y al propio paciente: Chen tenía pene pero, a la vez, contaba con útero y ovarios. Por lo tanto, la sangre y el dolor eran los síntomas de que estaba teniendo su primera menstruación. El afectado no salió de su asombro pues, como llegó a afirmar, había mantenido una vida sexual activa y sana con su mujer durante más de diez años.


Por otro lado, un examen completo determinó que Chen tenía dos cromosomas X, por lo que era, a nivel genético, una mujer.


Tras informarse en profundidad, los médicos señalaron que este sujeto padece una enfermedad llamada «el síndrome del varón XX». Las personas que la sufren, suelen poseer órganos sexuales masculinos -aunque a menudo están subdesarrollados- y, usualmente, mantienen un tono de voz aguda durante toda su vida.