cama desordenada


La próxima vez que tu hijo se niegue a hacer o tender su cama, no te desesperes. Podrías tener un artista en casa.


La cama desordenada de un joven de 16 años, convertida en una instalación artística, fue vendida en 4.351.969 dólares en una subaste en Christie’s en Londres este martes, según reportó esa casa de subastas.


La artista Tracey Emin la llama “mi cama” porque fue la cama en la que pasó cuatro días en 1998 “con el corazón roto y sintiéndome terrible”, le dijo a CNN.


Una vez que Emin se paró de la cama recuerda mirar el desorden y decidir convertirlo en arte.


“De repente tuve la visión de sacarla del espacio de la habitación y ponerla en una galería”, dijo. “De repente hizo tuvo sentido. Vaya, es una obra de arte fantástica”.


Un año después, en 1999, “Mi cama” fue nominada a un premio Turner. No sólo son las desordenadas sábanas y cobijas que dan vida a la instalación artística. Los objetos circundantes cuentan la historia de un corazón roto.


Hay un cenicero lleno de cigarrillos, botellas de alcohol vacías, ropa interior sucia, pedazos de comida, anticonceptivos y lo que parece ser un condón de 16 años.


“Es como un pedazo de historia, una cápsula de tiempo”, dijo Emin. En eso estuvieron de acuerdo los amantes del arte, y su poco convencional escultura fue vendida en 1,7 millones de dólares más del precio esperado en la subasta, que había sido puesto en un rango de 1,3 millones a 2 millones de dólares