poliLos cuerpos sin vida de los sólo conocidos como el Viejito y Ruddy, se encuentran en el Inacif pero en la mañana de hoy aún se encontraban sin identificar.


SANTIAGO.- Una patrulla de la Dirección Regional Cibao Central de la Policía Nacional, ultimó a dos personas el pasado miércoles, en momento que intentaron cometer un asalto en la Calle Chantiny de la Urbanización Villa María.


El vocero de la entidad, teniente coronel Damián Arias Matos, informó que el hecho ocurrió a las 11 de la noche en un solar baldío del referido sector, donde una unidad preventiva de la institución a dos personas sólo conocidas como el Viejito y Ruddy,  de unos 25 a 30 años de edad, de tez oscura.


Explicó que ambos fueron examinados por el médico forense, doctor Adalberto Suero, quien certificó sus muertes en presencia del licenciado Miguel Ramos, fiscal adjunto al Departamento de Homicidios de la policía en Santiago.


El parte médico establece que, el primero murió a causa de presentar múltiples heridas de arma de fuego en distintas partes del cuerpo, y el segundo a causa de herida de proyectil de arma de fuego en humiteras derecho sin salida.


Las heridas fueron ocasionadas a miembros de la policía, en momentos después que eran perseguidos, luego que, según la policía, intentaron realizar un asalto a un ciudadano y dicha unidad se encontrara con tal acción, por lo que fueron perseguidos mientras ellos transitaban a bordo de la motocicleta marca x1000, modelo CG, 150, de color negro, chasis no legible, realizándole varios disparos a la unidad policía, por lo, según Arias Matos, los agentes se vieron a la obligación de repeler dicha agresión.


Al lugar del hecho se presentaron los técnicos de la Policía Científica, donde colectaron un revólver calibre 38, serie r15747, el cual portaba en su interior tres cápsulas y tres casquillos percutados, un par de chancletas de color blanco, y dos casquillo cal. 762×39.


Entrevistado en el lugar del hecho, Librado de Jesús Marte Vázquez, obrero, residente en la carretera Don Pedro del mismo sector, confirmó que los hoy occisos residían en Don Pedro Santiago, y que sólo los conocía como por sus alias Viejito y Ruddy.


En cuanto a los cadáveres, fueron trasladados al Inacif, para los fines procedentes, pero no han sido depurados porque aún no están identificados.