sexo_bañoComo parte de su naturaleza, el hombre busca innovar, cambiar, ir más allá y el sexo no es la excepción. Pero abre los ojos en busca de esa renovación de la pasión no caigas en el error de hacer uso de algunos de estos espacios, aquí te explicamos por qué.


Si estás rondando la idea de avivar la pasión en una litera o camarote, mejor piensa en otra cosa. No solo la incomodidad te sacará corriendo, sino que es un espacio propenso a muchos accidentes, desde caer al suelo por el poco espacio, hasta partir la cama de arriba, si estás en la de abajo puedes hacer con la fricción un desprendimiento de la cama superior.


Aunque puede parecer excitante hacer el amor entre rejas, esos eróticos sueños, pueden terminar en pesadilla. Existen casos de personas, que por intentar innovar en el ámbito sexual, usando como escenario un inapropiado lugar de estos, han quedado atrapadas entre los barrotes, teniendo que ser rescatados por autoridades competentes (paramédicos, policías y bomberos) tras quedar atascados. ¿Te arriesgas?


Durante un acalorado y apasionado momento un baño público puede parecer una buena solución para un encuentro sexual, piénsalo detenidamente. Además de la connotación que un baño produce en la mente ya que es lugar para los deshechos del cuerpo, resulta ser el hogar de gérmenes, virus y muchas bacterias. Por lo tanto, tener sexo allí puede resultar una ruleta rusa. La idea además de mala y hasta repulsiva, si se trata con detenimiento. Aunque en un estudio británico casi 48 por ciento de las personas dijo que el sexo de una sola noche en un bar o discoteca era bastante bastante común que tuviera lugar allí.


Tal vez el riesgo y la adrenalina llevan a pensar que el sexo en un carro en movimiento puedan ser una buena combinación por la falta de concentración. La gente tiende a bloquear las su mente cuando está en una actividad sexual, hecho que puede provocar nefastos accidentes. Además piensa en las caras que puedes estar haciendo a la vista de todos mientras conduces en esta actitud, mientras que los demás que pasan por tu lado te observan.