imageRecientemente tuvo lugar supuestamente un test general en una región natural de Brasil próxima supuestamente al Ecuador terráqueo con globos aerostáticos diversos, que transmitieron señal directa LTE (4G) a varios teléfonos móviles particulares. Al parecer este nuevo experimento mejorará considerablemente la calidad de la conexión a internet desde diferentes dispositivos móviles.


Y ahora está todo orientado a que se acabe dentro de un periodo de tiempo corto, según se ha revelado por las noticias que hemos tenido a lo largo de las últimas fechas.


Una vez más Google vuelve a sorprender con una innovación sin precedentes hasta la fecha. Parece que la revolución de la tecnología para conectarse a Internet está al llegar.


Parece ser que todo ha desembocado en una realidad evidente ya que el proyecto se encuentra bastante avanzado según ha manifestado el propio buscador.


En este punto, ya han comenzado las primeras pruebas con globos que ofrecen ya una conexión de 22 megas por segundo. Lo hacen en concreto a una antena en tierra y de hasta 5 megas a un smartphone. Ahí es nada. Todo un lujo de comunicación.


La exitosa compañía estadounidense Google anunció hace un tiempo que pondría en marcha una ambiciosa iniciativa llamada Loon.


Esta propuesta tiene como objetivo llevar la conexión a Internet a todos los lugares del planeta Tierra mediante el uso de globos aerostáticos.


Según lo informado recientemente por la empresa, el proyecto avanza rápidamente, y las primeras pruebas han dado comienzo con bastante éxito. Al parecer, los globos brindan una conexión de 22 megas por segundo con antena a tierra y de 5 megas a smartphones.


Las primeras pruebas se están realizando en una región de Brasil cercana a Ecuador, con globos supuestamente capaces de transmitir conexiones de tipo 4G a teléfonos smartphone.


Google destaca que la conexión ofrecida es de “alta velocidad y prácticamente sin interferencias”, al volar los globos tan alto que no tienen que hacer frente a las inclemencias meteorológicas.


Hasta 75 días sin interrupción son capaces de volar los globos aerostáticos, lo que quiere incrementarse hasta 100 días, con el fin de culminar el proyecto mejorado para 2015.


Astro Teller, líder del proyecto Loon, ha declarado que “para el segundo cumpleaños de Loon esperamos que, en lugar de experimentos, tengamos más o menos un grupo permanente de globos”. Y además ha añadido: “En uno o varios países encenderás tu teléfono y hablarás a los globos. Loon estará dando el servicio”.


Parece por tanto que el proyecto Loon va a triunfar en próximas fechas, y se convertirá en una de las principales novedades tecnológicas en el año venidero.