libEl ministro de Educación pidió a los dueños de colegios privados una tregua de un año para cambiar los libros de textos.


Carlos Amarante Baret, tras reunirse por más de dos horas con los propietarios y representantes de unas 45 asociaciones de colegios privados de todo el país, le solicitó hacer una tregua de un año hasta tanto termine el proceso de revisión curricular que ejecuta el Ministerio de Educación.


De acuerdo con una nota de la Dirección de Comunicación del Ministerio, en el encuentro también se acordó la integración de los docentes de centros privados a los programas de capacitación que desarrolla la cartera.


Esto implica la inclusión del personal docente de los colegios y centros privados a los planes de capacitación que desarrolla la cartera.


Sin embargo, los propietarios y representantes de colegios pidieron, dice la nota, “que aún cuando Educación necesitará llenar unas 9 mil vacantes de cara al próximo año escolar de Jornada Extendida, la cartera no reclutará para las escuelas públicas a maestros durante el desarrollo del año lectivo”.


La solicitud busca evitar que personal docente de los colegios privados se movilicen hacia el sector público en busca de mejor paga.


Durante la reunión el ministro Amarante Baret estuvo acompañado de los viceministros de Asuntos Técnicos y Pedagógicos, Luis Enrique Matos; de Supervisión, Evaluación y Control, Adarberto Martínez, y de Planificación, Víctor Sánchez.


Por los colegios privados estuvieron presentes Olga Espaillat, Rafael Rodríguez, Yazmín Estrella y Nancy Ramírez, entre otros.