vvTransportistas y cobradores de guaguas exigieron ayer al presidente Danilo Medina que los indemnicen, ya que después de que empezó a funcionar la Segunda Línea del Metro sus ingresos se han reducido en un 60%.


El secretario del sindicato que los agrupa, Catalino Fabián Rodríguez, explicó que la organización la integran más de 400 choferes y cobradores, todos padres de familia que pasan de los 40 y 50 años y por su edad se les dificulta conseguir trabajo en otros lugares o en otras profesiones.


Dijo que la ruta, que tiene más de 30 años, funciona en la avenida Padre Castellanos (antigua 17), Morgan, la Duarte y hacia las universidades. “Ya no aguantamos más el atropello que la Segunda Línea del Metro nos ha ocasionado. Estamos reclamando antes de lanzarnos a las calles nuestros 30 años dando un servicio a la comunidad. Estamos aquí pasando trabajo por no robar”, expresó.


Manifestó que antes de la segunda línea tenían ingresos diarios entre 5,000 y 6,000 pesos y actualmente no recaudan ni siquiera para pagar el alquiler de la guagua y mantener a sus familias.