goSD.- Al 31 de marzo de 2014, los fondos de pensiones alcanzaron la cifra de RD$261,426.90 millones, y de éstos, el Gobierno quiere obligar a que se depositen al menos RD$26,142.69 millones (10% del total) en el Banco Nacional de Fomento a la Vivienda y la Producción (BNV), después de que se transforme en el Banco Dominicano de Desarrollo de las Exportaciones (BANDEX).


Así será, si es aprobado por el Congreso, tal como fue enviado este martes por el Poder Ejecutivo, el proyecto sobre la transformación del BNV en el BANDEX. El artículo 26 de la pieza dice “que toda Administradora de Fondos de Pensiones (AFP) deberá mantener depositado en el Banco, por lo menos el 10% de los fondos que ellas administran, por cuenta de los trabajadores o cualquier otro concepto, en bonos, títulos, cédulas, cuotas parles, valore sus otras obligaciones que emita el banco”.


El superintendente de Bancos, Rafael Camilo, pareció sorprendido cuando se le preguntó por sobre lo dispuesto en el artículo 26. “Eso yo lo saqué, y lo pusieron. Eso no va. Eso lo puso el Gobierno, y eso está mal”, fue su respuesta a los periodistas.


Mientras que Circe Almánzar, vicepresidenta ejecutiva de la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD), dijo: “Yo pensaba que eso lo iban a eliminar. Cuando hablamos con las diferentes entidades, antes de que se sometiera el proyecto, muchos habían dicho que ‘eso va a crear un problema”. Así que parece que hay muchas personas sorprendidas.


La empresaria informa que la obligatoriedad de que se deposite el 10% de los fondos de pensiones en el BANDEX era parte de las propuestas de las actuales autoridades del BNV, y del Centro de Exportación e Inversión de República Dominicana (CEI-RD).


Federico Antún Batlle, gerente general del BNV, y Jean Alain Rodríguez, director ejecutivo CEI-RD, estuvieron presentes en desayuno realizado este jueves por el AIRD, en el cual Rafael Camilo realizó una exposición sobre “el financiamiento y el BANDEX”.


Al concluir su presentación, en respuesta a los periodistas, dijo que el BANDEX tiene que ser un banco altamente tecnificado: “Esa es la idea del Gobierno, e inclusive habrá gente nueva en todas las instancias del banco”.


La preocupación del sector empresarial se enfoca en la independencia del Consejo de Administración de la renacida entidad. El Superintendente de Bancos se refirió a la intención del Gobierno de ampliar la representación del sector empresarial en esa instancia de dirección.


Hace apenas 10 años, el BNV “se reformó” para ser de fomento a la producción, “pero siguió financiando hasta vehículos”, recuerda Almánzar. A los empresarios les preocupa que la designación del gerente general y del presidente del banco se hará mediante decreto del Presidente, y no por una terna. “Eso puede convertir a la entidad en una entidad que sea meramente de política y de campaña”, teme la empresaria.


Pero todos quieren a BANDEX. Pero por los malos recuerdos del pasado, les preocupa que la “reformada” entidad continúe siendo el BNV, pero con otro nombre.