Robert De Niro, uno de los actores más consolidados de Hollywood y también uno de los más reservados, sorprendió al hablar sobre su padre, Robert De Niro Sr, un pintor figurativo abiertamente gay, quien falleció en 1993 como consecuencia de un cáncer.


“Para mí, el siempre fue un gran artista, pero probablemente estaba en conflicto por ser gay, siendo de esa generación y especialmente de un pequeño pueblo. Yo no tenía idea. Ojalá hubiésemos hablado mucho más al respecto. Mi madre no quería hablar de ello, y uno demuestra poco interés cuando tiene cierta edad”, le confesó el actor a la revista OUT, tras estrenar el documental en honor a su progenitor “Recordando al artista: Robert De Niro, Sr” en la cadena HBO.


Aún cuando admite que pasó poco tiempo con su padre, asegura que se sentía muy cercano a él. “No pasé mucho tiempo con él, porque mi madre y él se separaron y divorciaron. No eramos el tipo de padre e hijo que juega béisbol, pero teníamos una conexión“, aseveró.


En el documental, De Niro recuerda las angustias de su padre al no lograr reconocimiento por su trabajo. Robert De Niro Sr, falleció sin fama ni gloria y pasó sus últimos días en la oscuridad entre París y Nueva York mientras su hijo se hacía un lugar en Hollywood. Durante ese tiempo, el actor de Taxi Driver intentó ayudarlo pero el pintor se negó a aceptar su ayuda.