imageLos trabajos previos se desarrollan en la Estación Espacial Internacional, donde los astronautas ayudan a demostrar qué tecnologías y sistemas de comunicación son necesarias para las misiones.


La conquista del espacio siempre ha sido de lo más llamativo para la Humanidad, en tanto que hay una barbaridad de terrenos todavía por explotar. Y en este punto, Marte se sitúa como uno de los objetivos más plausibles dentro de lo que tiene en mente la NASA, tal y como se viene anunciando desde hace tiempo.


Entre otras cosas, también quere hacer llegar a una delegación humana a un asteroide, para que puedan pisarlo con el objeto de destruirlo o cambiar su rumbo.


Esto último concretamente para cinco años antes de lo que pretenden hacer con la llegada a Marte, es decir para el 2025, dentro de 11 años. Ahora mismo la NASA está focalizando sus esfuerzos en el gran salto para el hombre que según ellos es la llegada humana a Marte.


Para ello se han puesto manos a la obra y están trabajando en la Estación Espacial Internacional. Es allí mismo donde operan los astronautas. Y lo hacen con el propósito de dar con las tecnologías y sistemas de comunicación necesarias para que las misiones sean exitosas.


También tienen entre sus objetivos atender a los cambios que se producen en el cuerpo de los astronautas y la forma que tienen de protegerse.


Por ahora, el Mars Science Laboratory Curiosity tiene como labor medir la radiación y con la que puedan proteger a los astronautas que viajen.


Hay que recordar que la NASA también tiene como objetivo enviar una misión robótica para capturar y redirigir un asteroide. Todo ello en la misma órbita de la Luna. Será a bordo de la nave espacial Orion cuando los astronautas lo pisen en la década de 2010.


Se espera que lleguen con muestras diversas de lo que allí recojan. Mientras tanto, es Marte el objetivo básico con la idea de que se atiendan a las circunstancias para la vida. Marte en este punto continúa siendo uno de los propósitos más apasionantes de cuantos figuran por conquistar por el ser humano, como podemos comprobar.


Hay que recordar también que hay preparado un viaje de ida pero no de vuelta en una especie de Gran Hermano cuyo destino final es el planeta rojo, más conocido como Marte.