niLa Procuraduría General de la República (PRG) trazó ayer como meta que en un mes no haya un solo niño menor de ocho años en las calles del Distrito Nacional.


Para alcanzar la meta, el procurador general, Francisco Domínguez Brito, anunció la firma de un acuerdo con el Consejo Dominicano de Unidad Evangélica (Codue) para adecuar un plan de trabajo conjunto para desarrollar políticas a favor de esa población que requiere atención especial.


Domínguez Brito manifestó que el país debe ser liberado de mujeres con niños en brazos pidiendo en las principales arterias del Distrito Nacional, en la actividad de entrega regalos a niños y niñas en condición de calle en la que participó junto el presidente del Codue, reverendo Fidel Lorenzo Merán, y la coordinadora nacional de Niños, Niñas y Adolescentes, procuradora adjunta Marisol Tobal.