Momentos después del sismo, autoridades de Estados Unidos activaron una alerta de tsunami para Chile, Perú y Ecuador.


Además, hubo aviso para que Colombia, Panamá y Costa Rica también estén prevenidos ante un posible tsunami. Luego se canceló en todos los países salvo Chile y Perú.


La alerta de tsunami se extendió en Chile por más de 6 horas.