0ff070a0cd80c415af33cdee12e2a169_620x412La Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santiago Coraasan informó que con la actual sequía y si no se presentan lluvias en los meses de abril y mayo, el déficit en la captación se incrementará al iniciarse el período de verano en junio, lo que obligará a la entidad a implementar programas más fuertes de racionalización del servicio.


Coraasan opera en la actualidad los acueductos de Santiago, Licey, Tamboril, Puñal, Villa González y San José de las Matas.


Indicó que al iniciarse la cuaresma, los ríos de los cueles se alimentan estos acueductos disminuyen sus caudales, originando un déficit mayor entre la demanda de agua y la producción.


Explicó que las fuentes para la captación del agua natural de estos acueductos son los ríos Yaque del Norte y Bao, que alimentan los embalses Tavera-Bao y la toma de agua en el sector de Pastor en Santiago, el Canal de Riego Ulises Francisco Espaillat, que surte de agua al municipio de Villa González y los ríos Ámina e Inoa para el acueducto de San José de las Matas. Los acueductos de Jacagua, Los Cocos y Palmar obtienen el agua por captación subterránea.


Coraasan hizo un llamado a toda la población de los municipios señalados, a realizar un uso más racionado del agua para mitigar los efectos de la sequía, que ya ha comenzado a sentirse en casi todo el país.