maUn nuevo análisis de datos de satélite indica que el avión desaparecido de Malaysia Airlines se desplomó en el sur del océano Índico, informó el lunes el primer ministro de Malasia, Najib Razak.


Si se confirma, la noticia sería un avance sustancial en la lucha sin precedentes para averiguar qué pasó con el vuelo 370, que desapareció hace más de dos semanas después de despegar de Kuala Lumpur hacia Beijing con 239 pasajeros y tripulantes a bordo.


Antes de que el primer ministro malasio revelase la nueva información, las autoridades chinas y australianas dijeron que sus aviones avistaron diversos objetos en un área en la que, de acuerdo con nuevas imágenes de satélite, podrían encontrarse restos del avión perdido.


Esos avistamientos estimularon la esperanza de que la frustrante búsqueda en el sur del 0céano Índico arroje más pistas del destino de la aeronave. El primer ministro australiano Tony Abbott dijo que la tripulación de un avión P3 Orion australiano divisó dos objetos en la zona de búsqueda: uno de color gris o verde de forma circular y otro color naranja y forma rectangular.


El primer ministro australiano Tony Abbott dijo que la tripulación de un avión P3 Orion australiano divisó dos objetos en la zona de búsqueda: uno de color gris o verde de forma circular y otro color naranja y forma rectangular.


Un barco de suministros de la Armada australiana, el HMAS Success, se encontraba en la zona de búsqueda el lunes por la noche tratando de localizar y recuperar los objetos y el ministro de Defensa de Malasia Hishammuddin Hussein señaló que el navío podría llegar a donde se encuentran dentro de unas horas o por la mañana del martes.


Por otra parte, la tripulación de un avión chino detectó el lunes dos objetos grandes y varios de menor tamaño desperdigados en varios kilómetros cuadrados, de acuerdo con la agencia de noticias estatal de China. Al menos uno de los objetos, de color blanco y forma cuadrada, fue fotografiado por la tripulación del avión, dijo el vocero del Ministerio de Exteriores chino Hong Lei.


“Seguimos corriendo contra el tiempo”, dijo Hong en una sesión informativa, pero mientras haya un rayo de esperanza seguiremos con los esfuerzos.