tweUn tribunal administrativo de Ankara exige poner fin a la censura de la red social impuesta por el primer ministro Recep Tayyip Erdogan, quien había acusado a Twitter de propalar las acusaciones de corrupción contra su gobierno. La prohibición es “contraria a los principios del Estado de derecho”, sostuvo el tribunal.



El pajarito turco puede volver a gorjear: un tribunal administrativo de Ankara ordenó este miércoles levantar la decisión del gobierno de bloquear el acceso a Twitter en el país.


La red social se había sido bloqueada por la autoridad turca de telecomunicaciones (TIB) desde el pasado jueves, luego de que el primer ministro, Recep Tayyip Erdogan, la acusara de difundir acusaciones de corrupción contra su gobierno.


Tras las denuncias de legisladores opositores y de organizaciones no gubernamentales que recurrieron a la justicia, el tribunal estimó que esta censura era “contraria a los principios del Estado de derecho”. Ahora, la TIB puede apelar la decisión del tribunal, pero se verá obligada a levantar el bloqueo de Twitter a la espera de que la instancia de apelación examine un eventual recurso.


Erdogan tomó la decisión de censurar Twitter en momentos en que se encuentra salpicado por un escándalo político-financiero a pocos días de las elecciones municipales del próximo domingo.