cutaSAN CRISTÓBAL, RD.- Después de deliberar por más de una hora, los jueces que conforman el Tribunal Colegiado de esta provincia condenaron a 30 años de prisión a dos hombres encontrados culpables del asesinato del expelotero de Grandes Ligas Pascual (Cutá) Pérez.


Ariel Santos y Guillermo Gómez, ultimaron a martillazos el pasado primero de diciembre del 2012, a quien fue un estelar del béisbol profesional de Grandes Ligas, para robarle el dinero de la pensión que recibía cada mes desde Los Estados Unidos.


El procurador Fiscal adjunto, licenciado Joel Valdemiro, presentó las pruebas de las investigaciones realizadas en contra de los acusados, que fueron enviados por 30 años a la cárcel Modelo de Najayo. El doctor Guillermo Moreta representó a los familiares de Cutá Pérez, quien presentó en sus argumentos las pruebas y las violaciones al Código Procesal Penal por parte de los imputados.


En su dictamen los jueces del tribunal Colegiado, también condenaron a los acusados, Ariel Santos y Guillermo Gómez al pago de dos millones de pesos a favor de los familiares de Cutá Pérez. Los condenados utilizaron un martillo y otros instrumentos para cegarle la vida a Cutá Pérez, quien estaba padeciendo deficiencia renal, y recibía tratamiento de diálisis peritoneal.


Los familiares de Cutá Pérez, estuvieron presentes en la audiencia que inició a las diez de mañana y concluyó a las 5:45 de la tarde.