158337-620-282Pensó que había puesto su Chevrolet SUV en un cambio hacia adelante, pero en realidad tenía la marcha hacia atrás, según los testigos del accidente. Perdió el control de su vehículo, golpeando a los peatones y estrellándose sobre un borde antes de que el auto terminara sumergido en un arroyo. Cuatro personas sufrieron heridas graves y fueron trasladadas a un hospital.


Una mujer de 79 años de edad ha causado la muerte a tres personas de las siete que habría atropellado mientras salía del estacionamiento en un lugar para discapacitados en el aparcamiento de una iglesia en el estado estadounidense de Florida.


Doreen Landstra se encontraba dando marcha atrás en el aparcamiento de una comunidad de casas móviles para personas mayores de 55 años en el este de Bradenton, cuando perdió el control de su vehículo, golpeando a los peatones y estrellándose sobre un borde antes de que el auto terminara parcialmente sumergido en un arroyo. El portavoz de la patrulla de carreteras de Florida, teniente Gregory Bueno, ha indicado que los cargos están pendientes mientras la investigación continúa, según informa ‘CNN’.


La mujer, exdirectora del coro de la comunidad en Bradenton, salía de la iglesia cuando pensó que había puesto su Chevrolet SUV en un cambio hacia adelante, pero en realidad tenía la marcha hacia atrás, según informaron testigos a la fuente.


Según Bueno, tres residentes de Bradenton, Johanna Dijkhoff, de 80 años de edad, Wilhemina Paul, de 70 años, y Margaret VanderLaan, de 72 años, murieron a consecuencia de las lesiones sufridas. Otras cuatro personas sufrieron heridas graves y fueron trasladadas a un hospital del área.