saceLOS ANGELES. AP. Un sacerdote mexicano abusó de al menos 26 monaguillos durante su estancia de 10 meses en Los Ángeles de acuerdo con el archivo confidencial de la arquidiócesis y registros de la policía dados a conocer el miércoles por los abogados de las víctimas.


Los detectives que investigan las acusaciones contra Nicolás Aguilar Rivera, un párroco mexicano que fue enviado de México a Los Ángeles consiguieron los nombres a través de las familias de la parroquia y llegaron a la conclusión de que el sacerdote abusó de al menos 26 chicos durante su estancia.


Cuando la policía de Los Ángeles investigaba las acusaciones de abuso sexual por parte de un sacerdote católico en 1988 solicitaron una lista de monaguillos de la última parroquia en la que el ministro había oficiado. Pero el arzobispo Roger Mahony dijo a un ayudante que no entregara la lista bajo el argumento de que no quería que los chicos fueran alterados por la investigación y creía que los monaguillos eran demasiado mayores de edad para ser víctimas potenciales, de acuerdo con una declaración hecha pública el miércoles.


Veinticinco de las presuntas víctimas eran monaguillos y una de ellas se preparaba para ser sacerdote, dijo Anthony DeMarco, abogado de los demandantes.