Elecciones2-300x191Se cumplieron los pronósticos. Salvadoreños y costarricenses acudirán de nuevo a las urnas en los próximos meses para decidir quién será su próximo presidente. La jornada estuvo marcada por la tranquilidad y el buen ánimo en ambos países centroamericanos, en los que predominó un tono moderado en los discursos de los candidatos según iban compareciendo ante sus partidarios, ya fuera para reconocer la derrota o para proclamarse vencedores en la carrera hacia la presidencia.


En El Salvador, si bien el Tribunal Supremo Electoral no confirmó la certeza de la segunda vuelta a la espera del escrutinio final que se conocerá el martes, los dos principales candidatos reconocieron en sus respectivos discursos que irán a una ronda definitiva.


La disputa se dará entre el actual vicepresidente, el excomandante guerrillero Salvador Sánchez Cerén, del oficialista Frente Farabuno Martí para la Liberación Nacional (FMLN), y Normán Quijano, de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena).


El caso de Costa Rica fue más sorpresivo, con el candidato del Partido de Acción Ciudadana (centroizquierda), Luis Guillermo Solís, superando por estrecho margen a Johnny Araya, del gobernante Partido de Liberación Nacional.