BermudezSANTO DOMINGO.- El presidente de la Asociación Dominicana de Zonas Francas (ADOZONA), Aquiles Bermúdez, respaldó la anunciada iniciativa del vicepresidente de la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas del Estado (CDEEE) de propiciar la firma de un pacto eléctrico nacional que involucre a las principales fuerzas políticas y sociales del país.


Al identificarse con la propuesta de Rubén Bichara, el licenciado Bermúdez  recordó que esa entidad empresarial ha venido planteando en diferentes oportunidades la necesidad de un  compromiso de los sectores representativos del país  para lograr un pacto eléctrico nacional que tome en cuenta la diversificación de la generación, la ampliación de la transmisión  y la distribución, y que se haga posible una mayor eficiencia en el cobro de la energía consumida.


De acuerdo al presidente de ADOZONA, el  pacto nacional propuesto debe incluir entre sus principales objetivos hacer sostenible el sistema eléctrico nacional, abaratar el costo de producción y distribución  de la energía y disminuir sustancialmente el subsidio que mantiene el Estado sobre la tarifa eléctrica.


“Sin energía de calidad y a precios competitivos, el paístendrá serios obstáculos para impulsar su desarrollo  y ademásperderá oportunidades de captar inversiones, aumentar sus exportaciones y de asegurar un ambiente económico competitivo”, apuntó el dirigente empresarial. Tras afirmar que el país está en el umbral de un renacimiento de su manufactura industrial, Bermúdez dijo que  sin un servicio energético competitivo se perdería la oportunidad global que se está presentando.


El presidente de ADOZONA reaccionó positivamente ante el anunció de Bichara sobre  sobre la intención del Gobierno proponer la firma del pacto eléctrico antes de que termine  el primer cuatrimestre del año 2014. Según el  funcionario,  el compromiso sería  asumido por las principales fuerzas políticas y sociales del país, incluyendo a empresarios, la prensa, la iglesia y la sociedad civil, con el objetivo de solucionar el problema que ha afectado al país por más de 60 años.