exEl ex sacerdote de la Arquidiócesis de México y filósofo Alberto Athié Gallo denunció este jueves que nuncio Józef Wesolowski, acusado de pederastia, fue “sacado del país con documentación falsa”.



Asimismo, al ser entrevistado en el programa “Enfoque Matinal”  junto a José Athié Gallo, literato católico, calificó como lamentable que Wesolowski no haya sido entregado a las autoridades criollas y que por el contrario se haya decidido procesarlo en el Vaticano.


“Consideramos lamentable que habiendo un nuevo papa, como el papa Francisco con muchas ganas de transformar la iglesia, ahora un nuevo caso como el del nuncio en vez de haber sido entregado a las autoridades para que sea juzgado conforme a derecho se le sacó del país con una documentación falsa”, aseguró Athié Gallo.


De su lado, Barba-Martín consideró que si el papa autorizó la salida del nuncio utilizando papeles falsos, no sólo está contraviniendo la normativa de la República Dominicana y la normativa internacional de colaboración entre los estados, sino también está encubriendo una red internacional de pederastia.


Manifestó que en los casos de pederastia  es considerado como un delito criminal y penal en muchos países del mundo, por lo que abogó por la colaboración de las autoridades locales para que esos casos se resuelvan.


Dijo que la Santa Sede se maneja con su propio código, el cual en algún momento entra en conflicto con los de otras naciones porque podrían manejarse de manera desigual.


“El problema viene del hecho de que no se pueden juzgar a las autoridades superiores con la misma libertad con que se puede en país juzgar por ejemplo a políticos. El papa por ejemplo no puede ser llevado a juicio por el hecho de que es un soberano de un Estado independiente”, explicó el literato.


Indicó que en el caso del nuncio se ha procedido en contra derecho y contras los acuerdos ya establecidos por ex papa Benedicto XVI.


“Es muy probable que detrás del nuncio y del padre Alberto Gil haya una red de pederastia internacional por el número de fotografías y videos que fueron encontrados en sus computadoras y sobre todo porque había una red de donde ya se estaban llevando niños de este país a Polonia a estar unos días allá y creo que esto es gravísimo para el papa Francisco”, subrayó.