lib



El juez interino de la Ejecución de la Pena de San Cristóbal, Willis de Jesús Muñoz dictara  mañana miércoles a las 9:00 de la mañana la solicitud de la libertad condicional interpuesta por la interna Antonia Abreu Valdez, mediante los alegatos que tiene la mitad cumplida de la condena de 20 años de cárcel, impuesta en el 2006, al ser encontrada culpable de ser autora intelectual de la muerte de su esposo José Manuel Rodríguez Rodríguez


En tanto, los familiares del occiso piden rechazar la solicitud de libertad condicional, debido a que temen por su vida, porque la interna Abreu Valdez desde el momento en que las investigaciones  arrojaron que fue  quien pagó a tres personas para que cometieran el asesinato, no ha demostrado signos de arrepentimiento. .


También, dijeron que en el momento que se estaba conociendo la audiencia del proceso hizo una mirada hacia los familiares en cual se noto tranquila y sin remordimiento, tampoco intento acercarse.


Agregaron los familiares del  occiso dijeron que condenada nunca ha pedido perdón ni ha dado una explicación de por qué lo hizo el asesinato, no ha demostrado signos de arrepentimiento de  culpa de haberle pagado a las personas para que mataran a su esposo.


A la interna Abreu Valdez quien está presa en Najayo Mujeres, le han sido rechazados  los recursos  de Casación y de Apelación, interpuestos por la reclusa a los fines de que se le rebaje la condena de 20 años de cárcel  impuesta  por el Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional.


Fue condenada por ser encontrada culpable de planificar por varios meses la muerte de su esposo en ese entonces y luego pagar para su ejecución.


De acuerdo al expediente de la acusación presentada por el ministerio público contra la interna Abreu Valdez y los también condenados Carlos Carrasco Jiménez, Cristian Alberto Cabreja de los Santos y Jesús Enrique Encarnación.


Según el escrito de la Fiscalía en fecha 09 de marzo del año 2003, los condenados Carrasco Jiménez, Cabreja de los Santos y Encarnación penetraron a la casa del occiso Rodríguez Rodríguez y la interna Abreu Valdez con la intención de que estos simularan un robo en la casa con la finalidad de asesinar a la víctima en complicidad con la rea.


El hecho se comete  el día 25 de mayo en el referido año. La víctima falleció producto a las heridas de bala en el pecho y por la espalda momentos en que el occiso y su esposa, la interna, se dirigían a la casa de la abuela de ésta, luego se dirigieron a un restaurante ubicado en el centro comercial Miramar, ubicado en el kilómetro Ocho y Medio de la Carretera Sánchez.


Luego de que el occiso se había desmontado del carro para abrirle la puerta frontal a su esposa, un desconocido le  fue encima a la víctima y lo agarró por la espalda, propinándole dos disparos, emprendiendo después la huida. El occiso fue llevado a la clínica Independencia donde después murió.


Abreu Valdez fue condenada a 20 años, mientras que  Carrasco Jiménez, Cabreja de los Santos y Encarnación a 30 años de cárcel.