amet



La Amet informó este miércoles que impuso 7, 367 contravenciones en las últimas horas a conductores acusados de violar la Ley 241, sobre todo a infractores de luz roja y por obstrucción del tránsito.


De igual modo,   remolcó 493 vehículos y 902 motocicletas a los estacionamientos habilitados en la capital, la provincia Santo Domingo, Santiago y otros ciudades del país.


A través de una nota de prensa, la Autoridad Metropolitana de Transporte dijo que el 95 por ciento de las sanciones fueron aplicadas a conductores en las avenidas y calles de la capital, Santo Domingo Este, Norte y Oeste.


Así como en Santiago, San Pedro de Macorís, La Romana, Higüey, San Cristóbal, San Francisco de Macorís, La Vega, Barahona y Baní, dice un comunicado de la institución. El mayor número de vehículos fueron remolcados al estacionamiento El Coco, conocido como “El Canódromo”.


Entre los vehículos llevados a los estacionamientos habilitados por AMET figuran algunos oficiales y de ONGs que circulaban sin placa o carentes de documentos, según el portavoz de la policía responsable de regular el tránsito, Roberto Lebrón.


Al Canódromo fueron llevados 350 automóviles y 383 motocicletas conducidas estas últimas sin documentos y sin el debido casco protector por sus ocupantes.


Las contravenciones de las últimas por obstruir el tránsito fueron 964, por luz roja  957 y por conducir hablando por teléfonos móviles fueron más de 712, mientras cientos de sanciones las aplicaron los agentes estacionar en zonas prohibidas, giros prohibidos, manejo temerario, por transitar en zonas prohibidas, en vía contraria, licencias vencidas, falta de seguros, luces y placas, violación de señales de tránsito y cristales tintados.


La nota señala que otras sanciones fueron impuestas a choferes de carros públicos y conductores de automóviles privados fueron por los primeros carecer de tablillas, identificación que deben llevar los automóviles que transportan pasajeros.


Además de manejo temerario, giros prohibidos y por conducir en vía contraria, entre otras infracciones. Al menos 300 motociclistas carecían de cascos protectores, dice el comunicado.


Los vehículos remolcados, dice la AMET, estaban mal estacionados y una buena proporción conducidos por sus propietarios sin la documentación requerida, situación en que se encuentra una gran cantidad de las motocicletas y en su defecto su ocupantes sin el casco protector o sin licencia o el seguro correspondiente. A cada conductor, tanto de automóvil o motocicleta, le fue impuesta la contravención correspondiente.