manny


ORLANDO. Un día después de ser dejado en libertad por los Vigilantes de Texas, Manny Ramírez ya estaba planeando sus próximos pasos, entre los que no se incluyen retirarse del béisbol.


“No me retiro, me voy a Miami a seguir entrenando”, dijo Ramírez ayer por teléfono a ESPNdeportes.com antes de tomar un vuelo hacia Florida.


“Seguiré esperando una llamada de algún equipo interesado en Grandes Ligas, pero de todos modos, el entrenamiento me servirá para estar preparado para la temporada invernal de República Dominicana”, agregó.


El martes, Texas anunció que dejaba en libertad a Ramírez, quien había firmado contrato de liga menor el pasado 4 de julio y se encontraba jugando con el equipo Triple A Round Rock.


Los Rangers dijeron que el movimiento permitiría buscar otras opciones a Ramírez, quien bateó .259 con tres jonrones y 13 remolcadas en 30 juegos con Round Rock.“Basados en nuestra evaluación, no había un espacio para Manny en nuestro equipo en este momento”, dijo Jon Daniels, el gerente general de Texas.


Ramírez, de 41 años, bateó .312 con 555 jonrones y 1,831 impulsadas en 19 temporadas en Grandes Ligas antes de retirarse del béisbol en abril del 2011, después de cometer una segunda violación contra el programa antidopaje de las ligas mayores.


El año pasado firmó un contrato de ligas menores con Oakland y cumplió una sanción de 50 partidos en Triple A, pero se declaró agente libre cuando Oakland no lo convocó al equipo grande a mediados de la temporada.


Regresó a la pelota invernal de su país, en donde no jugaba desde 1995, y tuvo una buena actuación con las Aguilas Cibaeñas.


Bateó .298 con ocho jonrones, 27 impulsadas y 21 anotadas en 181 turnos. Tras no recibir ofertas para jugar en Estados Unidos, Ramírez se marchó a la liga profesional de Taiwán, donde bateó .352 con ocho jonrones y 43 carreras impulsadas en 49 partidos con los Rinocerontes de EDA.