bc



El gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, informó ayer que a partir de hoy esa institución intervendrá el mercado de  divisas con alrededor de US$200 millones   para evitar movimientos bruscos de la tasa de cambio, ya que esto podría provocar  inflación en productos de la canasta familiar, afectar el pago de deudas del Estado y la inversión extranjera.


Asimismo, el funcionario  anunció un incremento   de  la  Tasa de Política Monetaria en 200 puntos básicos, de 4.25% anual a 6.25% anual. Al mismo tiempo, las tasas de interés de las facilidades permanentes de expansión y contracción monetaria aumentarán a 7.75% y 4.75% anual, respectivamente.


Valdez Albizu hizo el anuncio luego de una reunión  con tesoreros de la banca múltiple y otros representantes del sector financiero nacional,  en  la que que  dijo se acordaron una serie de  medidas que involucran todos los instrumentos disponibles con que cuenta el Banco Central  para enfrentar “con la firmeza y la contundencia que la situación actual amerita”, en la cual el comportamiento reciente de la tasa de cambio se ha convertido en un elemento de preocupación entre los agentes económicos.


Expresó que el Banco Central  ha estado monitoreando estrechamente la actual situación cambiaria, y  que  fueron detectados operaciones  a RD$43.10 por US$1.00.


Enfatizó que  el BC cuenta con niveles de reservas internacionales suficientes, al explicar que  las reservas brutas rondan los US$3,800  millones y las reservas netas los US$3,500 millones, superiores a los niveles de reservas internacionales con que disponíamos al cierre del 2012.


En ese sentido, agregó que  esa institución  está en capacidad de intervenir el mercado con mayores recursos de divisas de sus reservas internacionales, como lo ha estado haciendo el resto de las economías emergentes que están enfrentando el mismo problema.


Dijo que las alzas registradas en los últimos días en la tasa de cambio  no están relacionadas a factores monetarios ni fiscales, sino más bien a una disminución del flujo de divisas por el entorno internacional adverso, combinado con un aumento en la demanda de los agentes económicos y del Gobierno para cumplir sus compromisos en moneda extranjera.


Descartó que haya sectores interesados en provocar una desestabilización en el mercado cambiario, no obstante dijo que el que haya querido estimular esa situación “se quedará con los dólares en las manos”.


Dijo que  el aumento de la tasa de interés de referencia del Banco Central contribuirá a aumentar el rendimiento de los depósitos del público en general en las instituciones bancarias, lo que incentivará el ahorro en pesos y desalentará a los depositantes que están pensando en cambiar a dólares sus depósitos por el bajo rendimiento recibido hasta hoy.


Resaltó  que en adición,  el pasado martes  el Banco Central logró colocar certificados de notas de renta fija para regulación monetaria por un monto de RD$2,861 millones, casi el doble del monto ofertado originalmente, con el objetivo de mantener el nivel de liquidez de la economía en línea con lo establecido en el Programa Monetario.