La obesidad“La dieta de un padre cambia la conformación molecular del esperma”, indicó Tod Fullston, responsable de esta investigación realizada por el Instituto Robinson de la Universidad de Adelaida, a la cadena australiana ABC.


Estos cambios moleculares en el esperma del padre obeso pueden “programar” al embrión para que padezca de obesidad o de otras enfermedades metabólicas en una etapa posterior de su vida, explicó Fullston.


La investigación apunta que la tendencia a la obesidad, en caso de que el padre la padezca, puede extenderse hasta dos generaciones.


Según el estudio de laboratorio, realizado con ratones, los cambios se dan en las moléculas microARN, cuya función es regular los genes.