italia


Al menos 39 personas fallecieron en un accidente de autobús en la provinicia de Avellino, en el sur de Italia, cuando el vehículo cayó 30 metros por un viaducto.


Aún no están claras las causas del accidente, ocurrido el domingo cuando el bus impactó contra varios vehículos y luego se despeñó. El choque dejó también al menos diez heridos.


Las primeras hipótesis hablan de un fallo en los frenos del autobús o del reventón de una de las ruedas como la causa que le llevó a chocar contra varios coches y luego golpear contra un guardarraíl, salirse de la carretera y caer por el viaducto.


El autobús transportaba a unos 50 pasajeros a la ciudad de Nápoles, en la región sureña de Campania.


Según los medios de comunicación italianos, los ocupantes del autobús eran un grupo de amigos que regresaban a Nápoles de una pequeña excursión por los lugares de culto del Padre Pío en la provincia de Benevento, también en Campania.
Situación “crítica”


Los pasajeros habían visitado la localidad de Pietrelcina, ciudad natal del Padre Pío, un sacerdote italiano canonizado en 2002 y que cuenta con muchos seguidores en el sur de Italia.


El accidente se produjo en el viaducto Acqualonga de la carretera A16 (Bari-Nápoles), entre las localidades de Monteforte Irpino y Baiano. Se cree que el conductor del autobús figura entre los muertos.


“La situación es crítica”, le dijo el jefe de bomberos Pellegrino Iandolo a la televisión italiana.
Accidente


El choque involucró a varios vehículos. “Nuestros hombres están trabajando para salvar tantas vidas como sea posible”. Un portavoz de la policía le dijo a la agencia de noticias francesa AFP que el número de víctimas aún no ha podido ser confirmado.


La carretera A16 permanecía cerrada mientras continuaban las tareas de los equipos de emergencia. El último gran accidente de bus en Europa Occidental tuvo lugar en Suiza en marzo de 2012, cuando el vehículo, que transportaba a alumnos de escuela de Bélgica, chocó contra el muro de un túnel; murieron 28 personas, 22 de ellas niños.


De todos modos, según estadísticas de la Comisión Europea, el autobús es uno de los medios de transporte en carretera más seguros de la Unión Europea.


Entre 2005 y 2009, Italia registró 67 muertes en accidentes de autobús, mientras la cifra de muertos por siniestros de coches en el mismo período fue de 11.839 (176 veces más).