profProfamilia considera que los adolescentes que deciden tener sexo a temprana edad, tienen derecho a recibir las orientaciones adecuadas en los centros educativos.“Para Profamilia es urgente que se incluya la educación integral en sexualidad en las escuelas y en todos los niveles de la educación básica y media, con un currículo propio que permita el abordaje de los determinantes individuales y sociales de la salud sexual y la salud reproductiva de la gente joven”, refirió la entidad sin fines de lucro.


Señala que la educación integral en sexualidad con adolescentes y jóvenes es un proceso dinámico y permanente de aprendizaje interactivo, por lo que valora como un deber o una responsabilidad de las familias, las escuelas, las organizaciones y las comunidades, incluyendo también a los medios de comunicación, en que participen activamente en esas necesarias orientaciones.