El padre Rogelio se crucifica para exigir que no se explote Loma Miranda.La Vega.- Con la cruz a cuestas, cientos de comunitarios, encabezados por el sacerdote Rogelio Cruz, marcharon por la autopista Duarte hasta Loma Miranda.Se unieron para demandar que el presidente Danilo Medina detenga los planes de explotación de la Falcondo Xstrata Níquel. Frente a la entrada a la minera un total de 27 hombres y 27 mujeres se crucificaron durante 27 minutos y posteriormente lanzaron 27 trabucazos.


Ante las amenazas de ocupar los terrenos, fue apostado un contingente policial con armas largas. La caminata causó taponamiento en la autopista.


El sacerdote Rogelio Cruz cuestionó el papel del Estado dominicano y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo y advirtió que si se aprueba la explotación de los yacimientos, mil hombres y mil mujeres ocuparán Loma Miranda. “El Estado dominicano y la gente de Naciones Unidas son mentirosos. Dijeron que venían hacer un estudio y ahora salen que solo es una observación”, precisó.


Al finalizar la actividad, fueron encendidas 27 antorchas, que simbolizan el patriotismo de los independentistas y el compromiso de los sectores y personas que enfrentarán los planes de explotación. Rogelio Cruz citó seis razones por las que no se puede afectar la zona comprendida entre las provincias Monseñor Nouel y La Vega, entre estas los ríos que brindan agua a varias comunidades y los daños a los agricultores.


Consignas como si “Miranda la explotan, quitamos el Gobierno”, o “Miranda no se explota, Miranda se defiende”, eran vociferadas por los manifestantes. También pidieron regular el desorden con Bahía de las Águilas.


El regidor del Movimiento se Puede, Johnny Alberto Salazar, llamó al presidente Danilo Medina a apretarse los pantalones y hacer lo que nunca se ha hecho para impedir la explotación de dichos terrenos, por los daños que causaría al medio ambiente. Criticó la actitud de la Dirección de Minería y los que asumen la idea de que la explotación no represente riesgo.