La banda de la Marina de Guerra dio marcha atrás a los cometarios de que la interpretación de la cantante Beyoncé del himno de los Estados Unidos durante la investidura del presidente Barack Obama no fue en vivo sino que usó una pista para doblar, publicaron varios medios estadounidenses.


En la tarde, una portavoz de la Marina reveló que en una decisión de último minuto se impartieron instrucciones de que recurrirían a la grabación en vez de cantar en directo. La portavoz explicó que es habitual que se grabe con anticipación la interpretación de un tema musical, con el propósito de anticiparse a posibles situaciones que puedan afectar la ejecución en vivo.


No obstante, el capitán Gregory Wolf dijo al portal de entretenimiento E! que “nadie en la Banda de la Marina está en la posición de saber si (la interpretación de Beyoncé) fue en vivo o pregrabada”


Además, aclaró que “una presentación en vivo para un evento de esa magnitud era un mal consejo ya que los miembros de la banda no tuvieron mucho tiempo para ensayar con la cantante’’, publicó el diario The New York Times.


La cantante y actriz, ganadora de múltiples reconocimientos por su calidad interpretativa, arrancó aplausos de decenas de miles de personas que acudieron a la investidura de Obama en su segundo término como presidente de los Estados Unidos. Beyoncé aún no ha hecho expresiones en torno a la controversia.