El pasado domingo la Guardia Civil española detuvo a la novia del padre de Gabriel Cruz —el niño de 8 años desaparecido en la provincia de Almería el pasado 27 de febrero— cuando transportaba los restos del pequeño en el maletero de un auto.


Ahora están saliendo detalles de las acciones de Ana Julia Quezada durante la investigación. Según los datos de las pesquisas citados por la prensa local, en los últimos días Quezada intentó persuadir a los padres del niño para que ofreciesen una recompensa de 30.000 euros (casi 37.000 dólares) para cualquier información que permitiera dar con el paradero de Gabriel.


Su insistencia tuvo éxito, ya que logró que la familia del niño anunciase en televisión una recompensa de 10.000 euros (12.326 dólares).


Otro detalle que llama la atención es que, incluso antes de que los padres de Gabriel hicieran público el anuncio de la recompensa, ella misma dijo durante una entrevista que se estaban ofreciendo “10.000 euros por pistas fiables sobre Gabriel”, algo que para aquel entonces era totalmente falso.


Esa entrevista fue realizada el 3 de marzo por Radio Galega, y ha sido recuperada por el programa Expediente Marlasca, de la cadena La Sexta.


Fuente: ActualidadRT