Este lunes se supo que oficiales de la Policía junto al Ministerio Público realizaron un allanamiento a la habitación de la vivienda donde reside Marlon Martínez, e incautaron el colchón de la cama de éste, porque según una fuente contenía abundante mancha de sangre, y ocuparon otras posibles evidencias. La fuente ligada a las investigaciones dijo que la última llamada hecha por la joven embarazada a su madre desde su teléfono móvil, fue ubicada en la misma vivienda donde reside Marlon. fuente: ElNacional