Antes del inicio de la gala de la 33ra. edición de los premios Soberano, que resaltan lo mejor del talento artístico nacional, todos los ojos estaban centrados en la alfombra roja. Los galardones son importantes, pero el interés del evento va mucho más allá. Es una fiesta a la moda que, además, enaltece la creatividad de los diseñadores locales. Modelos que serán inspiración para muchos.


Las figuras que desfilan por la alfombra trabajan duro para llegar hasta el Teatro Nacional, pero antes de poner un pie en la alfombra son los estilistas los que sudan la “gota gorda” para escoger el mejor atuendo para la estrella que les corresponde.


Aunque para desfilar por el largo tapiz, muchas de nuestras figuras coincidieron en la elección de su atuendo marcado por el brillo, los toques metalizados y el estilo columna, supieron darle un toque diferente, marcado por accesorios, un peinado y un maquillaje impecable.


Muchos tonos reinaron durante la noche. El blanco, el champán, el verde, el azul y el omnipotente negro, una manera de asumir pocos riesgos. Se observaron también algunos vestidos bicolor, como una manera hacerle honor a la recién iniciada primavera.