Aparte de la muerte de mi padre, otro de los momentos que me chocaron es que al gobierno de Jorge Blanco yo no le caía bien y en cierto momento me acorralaron.


Me acusaron injustamente de tener una semilla de marihuana en una bala, cuando yo sabía que no podía llegar a ninguna fiesta con droga y me llevaron preso sin razón alguna, fueron las palabras de Fernando Villalona.