ClinicaRepresentantes del Ministerio Público y agentes de la Policía Nacional allanaron y cerraron ayer el Centro Médico Nacional y apresaron a ocho personas, entre estos a su propietario, parte de su personal y varias mujeres que se presumen son pacientes del establecimiento.
Aunque no fue posible confirmar las razones que conllevaron el cierre del establecimiento que opera en el sector Villa Consuelo, en el Distrito Nacional, se presume que está relacionado con la práctica de abortos y con el hallazgo de seis fetos la semana pasada en la avenida Ecológica, cerca de San Isidro, en Santo Domingo Este.


Entre los detenidos figuran dos mujeres que se presume esperaban ser atendidas; también un hombre que fue identificado como Agustín Hung Guillén, que se informó es el propietario de la clínica; al doctor Rafael Delgado y a su chofer.
El allanamiento se produjo alrededor del mediodía de ayer, acción que llamó la atención de los lugareños de las calles Abreu y Teniendo Amado García, una zona muy transitada por la cantidad de negocios que allí operan, en especial joyería y tiendas de bisuterías.
Según vecinos del lugar, es constante el flujo de mujeres, la mayoría jóvenes veinteañeras, que entran y salen por la escalera que lleva a los pisos superiores del edificio de tres plantas.
En el primer nivel operan varios negocios, entre estos una reconocida joyería.


No sabe nada. “No tengo información todavía, pero voy a investigar”, fue la respuesta de la relacionista público de la fiscalía del Distrito Nacional, Mónica Peña, ayer a las 11:00 de la noche, cuando se le preguntó sobre el cierre del referido centro médico al mediodía.
Según testigos presenciales, los representantes del Ministerio Público y los agentes de la Dirección de Investigaciones Criminales de la Policía Nacional que actuaron en el allanamiento, se llevaron en una camioneta documentos, equipos y objetos utilizados en procesos quirúrgicos.